Política de Garantías para Plantas y Arquitectura del Paisaje

 
 
Parcellla agradece la confianza que has depositado en nosotros para el diseño e instalación de tu jardín.  Las plantas instaladas y/o compradas cuentan con una garantía de 3 meses que se detalla a continuación:

Garantía Limitada:

Su jardín viene acompañado de una garantía limitada de 3 meses únicamente para los árboles y arbustos instalados por Parcellla y sólo si se mantiene según los estándares dados a continuación.

Las plantas de paisaje recién instaladas sufrirán un shock debido al reciente trasplante, especialmente durante los calurosos meses de verano. Es imperativo que las plantas reciban la atención adecuada para minimizar el estrés. Luego de la instalación o compra, es responsabilidad del propietario suministrar a las plantas suficiente agua y fertilizante (según sea necesario) durante su temporada de crecimiento (de mayo a octubre) para mantenerlas sanas. Los árboles y arbustos están garantizados por 3 meses a partir de la fecha de instalación o compra, y serán reemplazados una sóla vez dentro del período de garantía, en caso de que fallezcan.

Parcellla no asume ninguna responsabilidad por el reemplazo de plantas muertas o dañadas por plagas, infestación de insectos, condiciones climáticas anormales u otras condiciones que salgan de nuestro control. Tampoco reemplazamos las plantas que experimentan "muerte estacional" ya que con el debido mantenimiento, poda y cuidado apropiado las plantas restaurarán su la salud.

Parcellla, no puede ofrecer garantía contra el crecimiento de malezas en el sustrato, tierra  o capas superficiales de suelo, debido a la germinación de semillas latentes que prevalecen en el mismo.

Esta garantía será nula y no se aplicará a las plantas que originalmente fueron instaladas por Parcellla, posteriormente reparadas, ajustadas, movidas o modificadas por un individuo o entidad que no sea Parcellla.

No hay garantía para las plantas con precios al por mayor ni para las plantas vendidas con descuentos. Además, las plantas anuales, plantas perennes, bulbos, cubiertas de suelo y material vegetal trasplantado NO están cubiertos por esta ni por ninguna otra Garantía de Parcellla.

Técnicas de instalación de planta requeridas y mantenimiento:

Asegúrate de saber qué condiciones necesita tu planta para crecer. Nuestras plantas se mantienen en condiciones óptimas mientras están en el vivero. Depende de ti elegir un lugar correcto para ellas. ¡Siéntete libre de pedirnos consejos!

Instala tu nueva planta correctamente: Cava un hoyo tan profundo como el cepellón de la planta y el doble de ancho. La corona de la planta (donde se unen las raíces y el tronco) debe estar a la superficie del suelo o ligeramente por encima de ella. Asegúrate de no romper el cepellón durante la siembra.

Usa el suelo y/o tierra nativa para rellenar el agujero. Si tu suelo es pobre o de mala calidad, mezcla la tierra del cepellón con el suelo nativo. Para un suelo arcilloso puedes agregar un poco de yeso, estiércol y composta. Para suelos arenosos usa materia orgánica.

Presiona la tierra alrededor del cepellón, pero sin compactar. Puedes aplicar algún fertilizante en este momento, pero no es necesario.

Agua, agua, agua! Sus nuevas plantas necesitarán una pulgada de agua por semana durante el primer año.

SI NO DAS SUFICIENTE AGUA A TUS PLANTAS, MORIRÁN. UNA PLANTA QUE HA MUERTO DEBIDO A LA FALTA DE AGUA NO ESTARÁ CUBIERTA BAJO NUESTRA GARANTÍA.

En pleno verano, es posible que tengas que regar a diario. ¡No te olvides de regar durante el otoño! Los sistemas de riego con temporizador se pueden usar para ahorrar tiempo y dinero, sin embargo, debes asegurarte de que suficiente agua penetre hasta las raíces de cada una de las plantas. El agua debe acumularse en la base de la planta cuando el suelo ha sido saturado adecuadamente con agua. Riega no solo debajo de la planta, sino también a varios centímetros de distancia de esta. De lo contrario, el suelo seco absorberá la humedad de las raíces. Si el plantado fue durante la primavera deberás de regar 3 veces mínimo por semana, durante las primeras 3 semanas, independientemente de si llueve o no, luego de las primeras 3 semanas, riega dos veces por semana, independientemente de que llueva o no. Si el plantado fue durante el  otoño y la planta todavía tiene hojas, sigue las instrucciones de riego antes mencionadas hasta que las hojas se caigan. Si la planta ya ha perdido sus hojas, inunda completamente la superficie una vez después del plantado. En la primavera cuando aparezca el follaje nuevo comienza a regar nuevamente siguiendo las instrucciones de riego antes mencionadas. Monitorea las plantas después de las primeras 3 semanas y aplica agua adicional cuando veas necesario. Lo más recomendable es regar temprano por la mañana para evitar la evaporación y también evitar que las raíces puedan llegar a pudrirse como sucede cuando se riega demasiado tarde.